miércoles 12 de diciembre de 2018 - Edición Nº1904
Diario Full В» CHISMOTECA В» 21 ene 2018

La Justicia rosarina puso el ojo en las armas secuestradas a Balcedo en Punta del Este

Rosario fue escenario de una ola de ajusticiamientos callejeros luego del asesinato de Claudio "El Pájaro" Cantero, el joven que llevó a su máximo "esplendor" a la banda narco Los Monos. Una alta fuente judicial reveló que pedirán pericias sobre los "fierros" secuestrados en la mansión de Balcedo en Punta del Este.


Las sospechas sobre las presuntas viculaciones de sindicalista platense Marcelo Balcedo van más allá de los automóviles de alta gama que aparecerían registrados a nombre de un socio. En la Justicia rosarina se encendieron luces de atención ante el hallazgo de varias armas automáticas durante la irrupción judicil a su mansión en Punta del Este.

"No se debe descartar nada, hay que periciarlas", dijo a Diario Full una alta fuente vinculada a la mega causa de Los Monos, la organización narco que entre 2012 y 2015 provocó un baño de sangre en las calles de Rosario y puso en jaque a la política y la justicia.

La fuente se refirió concretamente a la ola de crímenes que se produjeron en Rosario a partir de la madrugada del 26 de mayo de 2013 cuando entre tres y cinco sicarios emboscaron y acribillaron a Claudio Cantero, El Pájaro, herededero de la organización Los Monos creada por su tío y su padre. Bajo su mando, aun con menos de 30 años, la organización había alcanzado su máximo potencial y según la Justicia rosarina manejaba una enorme red de centros de venta de droga en todo el Gran Rosario, con ramificaciones hacia otras provincias e, incluso se sospecha, un sector del Conurbano bonaerense.

La muerte del Pájaro Cantero desató,  partir de esa misma madrugada, una ola de asesinatos en plena calle, algunos a la luz del día siguiente y de los que vendrían, en una guerra narco que puso de rodillas al poder político y la Justicia en la provincia de Santa Fé.

La venganza de Los Monos se centró en algunos "competidores" en el negocio de la droga e incluso en sus familias.

Corresponsales de todas parte del mundo llegaron a Rosario atraídos por la guerra urbana desatada ante los ojos de todo el mundo.

La fuente consultada por Diario Full señaló que si bien hay detenidos y acusados por algunos de esos crímenes con consecuentes secuestros de sofisticados armamentos, no en todos los casos las pericias fueron coincidentes y todavía quedan "puntos oscuros" respecto de los fierros que se utilizaron en esa matanza. 

"Nosotros no descartamos nada. Hay que establecer si las armas encontradas en Uruguay fueron disparadas y a partir de ahi con los elementos que tenemos poder hacer cotejos", señaló el informante judicial rosarino.

En varios de los crímenes cometidos por la banda para vengar a su líder la policía no pudo levantar vainas servidas, hecho curioso si se tiene en cuenta que la modalidad de los sicarios era vaciar los cargadores sobre sus víctimas. En ese contexto la complicidad policial que tuviern Los Monos tiene la palabra.

De hecho en el juicio hay nueve civiles acusados y trece ex policias o miembros de fuerzas de seguridad.

Con todo, la fuente reveló que con el máximo sigilo se procura que la justicia uruguaya colabore en la tarea de periciar las armas para poder establecer si en ese extraño arsenal encontrado en la mansiòn puntaesteña puede haber una conexión con el infiermo que vivió y todavía vive Rosario. 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS