domingo 02 de octubre de 2022 - Edición Nº3294
Diario Full » CHISMOTECA

Lavate y vamos: con una multimillonaria inversión arrancaron los trabajos para reabrir la Confitería París

A contramano de los fúnebres diagnósticos de sectores de la oposición y el periodismo militante sobre la marcha de la economía, empezaron los trabajos para levantar una persiana emblemática que había caído en La Plata.


TAGS: LA PARíS

El intendente de La Plata, Julio Garro, recorrió la obra de remodelación en la tradicional confitería La Paris, en la esquina de 7 y 49, la cual reabrirá sus puertas con su esencia intacta.

“Nos llena de alegría ver cómo avanzan las obras y saber que en poco tiempo esta confitería, que forma parte de nuestra historia y de nuestra identidad platense, va a reabrir sus puertas”, sostuvo el jefe comunal tras supervisar los trabajos que se llevan a cabo en el lugar, donde también brindarán clases docentes del Instituto Argentino de Gastronomía (IAG).
En ese aspecto, valoró que “desde el municipio generamos reglas claras y acompañamos a todos los que, aún en circunstancias difíciles, deciden apostar y contribuir a la reactivación económica de nuestra ciudad”; durante la visita, de la que participaron los empresarios Marcelo y Carlos Leuzzi y los arquitectos Marcelo Caraballo y Manuel Segura.
Cabe recordar que el tradicional comercio había cerrado sus puertas en abril de 2020 en el marco de la crisis generada por la pandemia de coronavirus. Casi dos años más tarde, tras lograr componerse, dieron comienzo a las obras con miras a su relanzamiento.
Según se informó desde la Comuna, la confitería estará culminada a mediados del 2023. Además, en el mismo edificio se inició la construcción de aulas para el IAG, lo que potenciará aún más la actividad gastronómica en la Ciudad y fomentará el empleo en el rubro.
Cabe mencionar que la extensa trayectoria de La París en la capital bonaerense se remonta a 1969, cuando la familia Pérez Muñoz compró el comercio en 7 y 49 y Roberto Pérez puso en funcionamiento la fábrica para comenzar a elaborar confituras.
En 1974 el bar cerró y el salón fue remodelado para dedicarse exclusivamente a la venta de pastelería, con la medialuna como producto estrella. Una década y media más tarde, la familia volvió a modificar el salón para modernizar su propuesta y reabrió en la emblemática esquina platense en 1995.

NOTICIAS RELACIONADAS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS